12 de febrer de 2018

Fontsanta-Fatjó tendrá biblioteca

Ya se han iniciado las obras de construcción de la nueva biblioteca de Fontsanta-Fatjó. Es un proyecto en el que hemos puesto entusiasmo y recursos. Tiene un presupuesto de adjudicación de 2.115.383 euros, a los que hay que sumar 400.000 euros de mobiliario, recursos informáticos y otros equipamientos; además de un gasto corriente anual de unos 350.000 euros.
Será un espacio polivalente que ampliará los servicios con los que cuenta este barrio, que ha experimentado una profunda transformación y crecimiento en los últimos años, tanto en el plano urbanístico, como social, cultural y de dotación de equipamientos municipales.
El parque del Canal de la Infanta, en la parte próxima al campo de fútbol, albergará este nuevo espacio de lectura que tendrá unas características diferenciadas para integrarlo en el parque, de forma que sea abierto y funcional, con grandes ventanales para que entre la luz y poder disfrutar del entorno natural que lo rodeará. Para ello, además de los servicios específicos y habituales como biblioteca, tendrá una gran zona abierta en el exterior para realizar actividades relacionadas con la lectura, así como una parte que se podrá abrir las 24 horas del día y todos los días de la semana, para que actúe como aula de estudio.
Un concepto nuevo que ampliará los servicios en esta zona y que complementará la Xarxa de Biblioteques de la ciudad que actualmente cuenta con la Central, la Marta Mata, la de Sant Ildefons y la Salvat Papasseit, ubicada en el Instituto Esteve Terradas y gestionada por el Ayuntamiento. Sumaremos, por tanto, 1.000 metros cuadrados más para disfrutar de la lectura y de actividades paralelas.
Tenemos pendiente también que se adjudiquen en breve las obras para otro equipamiento de similares características en Almeda. Cuando todas ellas estén en marcha, tendremos una extensa red de bibliotecas, de espacios de lectura, de fomento de la cultura y de cohesión social. Una red que consolidará nuestra voluntad de hacer de Cornellà, una “Ciutat de la Lectura”. Porque creemos que la lectura y los libros son el eje del conocimiento y, en definitiva, del progreso social y queremos que Cornellà siga siendo ciudad de referencia.